Hay una frase célebre que dice: “La gente olvidará lo que dijiste, olvidará lo que hiciste, pero nunca olvidará como la hiciste sentir”. Si esto lo aplicamos al branding nos damos cuenta de la importancia del marketing sensorial.

Si un sentido es un gran generador de emociones este es el olfato. Lo que percibimos con nuestra nariz va directo a nuestro sistema límbico, una parte esencial de nuestro cerebro. Juega un papel importante para almacenar nuestros recuerdos y dotarlos de una emoción. Después, toda esta información pasa a otras zonas de nuestra materia gris para que podamos intelectualizarla a diferentes niveles. De esta forma los olores nos hacen sentir cosas a las que muchas veces no podemos darle explicación.

Muchas marcas ya utilizan los olores para que sus clientes disfruten de las experiencias asociadas a ellas. Ejemplos de esto son la gigantesca tienda que tiene Samsung en la gran manzana que huele a melón blanco o la fragancia conocida como Meadow Grass que emplea British Airways para dar la sensación de estar en el aire libre cuando se viaja en su zona VIP.

Los cines utilizan el olor a palomitas como reclamo al igual que los supermercados ponen las panaderías a la entrada. Experimentos como el realizado por el equipo de Alan Hirsch demostró que un 84% de los clientes preferían comprar un par de zapatillas Nike en una sala aromatizada en comparación a otro modelo exactamente igual en una sala contigua.

Una inmobiliaria ha inaugurado  una oficina donde sus posibles compradores pueden experimentar la sensación de estar en el que podría ser su piso antes de que sea construido. Mucho más completo que el piso piloto, podemos experimentar como sería la piscina o el jardín con un  olor a agua o a hierba cortada. Esto ha conseguido ampliar la lista de espera a más de 3000 personas y ha supuesto que desde la inmobiliaria anuncien próximas aperturas.

Los tiempos han cambiado. Los negocios deben rediseñar cada uno de los aspectos de la experiencia del cliente, con el fin de establecer fuertes conexiones con él, así como para crear un entorno adecuado y acogedor. Si quieres hacerlo en tu negocio ponte en contacto con un ejecutivo de marca de Mind & Sense.

Mind & Sense

Author Mind & Sense

Somos una empresa de marketing sensorial. Nos dedicamos a crear experiencias de compra para tiendas, boutiques restaurantes y otros puntos de venta a través de la música e instalación de equipos de audio, digital signage y aroma.

More posts by Mind & Sense

Leave a Reply

All rights reserved Salient.